Venezolanos de Miami irán a votar en masa a Nueva Orleans

A través de contactos directos con empresarios y la iniciativa denominada el Potazo, la organización ha logrado conseguir los fondos para contratar diez autobuses, afirmó Pedro Mena, director ejecutivo de la MUD en Miami.
Caracol 1260 | Septiembre 29 de 2012
Antonio Maria Delgado
adelgado@elnuevoherald.com

Carolina Guevara, una joven universitaria, afirmó que se sintió indignada cuando el gobierno de Hugo Chávez decidió que ella junto con otros 19,541 venezolanos inscritos para votar en Miami debían viajar 1,370 kilómetros hasta Nueva Orleans para poder participar en los comicios del 7 de octubre.

“Pensé que no íbamos poder ir a votar”, comentó la estudiante de Ciencias Políticas de la Universidad de Miami. “Pensé que era muy lejos, que iba a ser supercostoso. Pensé que se estaba tratando de impedir el mayor número de votos posibles porque esta es la elección donde en realidad los votos extranjeros si podrían marcar una diferencia”.

Pero la indignación luego se transformó en determinación y Guevara junto con cientos de otros venezolanos han decidido que no se van a dejar robar el voto tan fácilmente. Se organizaron y emprendieron una serie de iniciativas que van desde la coordinación de caravanas de autos, para recorrer juntos las 14 horas que toma llegar hasta el centro de votación en Louisiana, hasta la contratación de autobuses y vuelos chárter para ejercer su derecho como votantes.

“Es obvio que estaban tratando de prevenir que nosotros ejerzamos el derecho al voto. Lo hacen porque sienten miedo”, sostuvo Guevara, quien tuvo que vender camisas, gorras y USB drives para cubrir los costos del viaje.

La joven tiene previsto salir el sábado hacia Nueva Orleans en uno de los autobuses contratados por Votodondesea, organización que actualmente ofrece pasajes subsidiados a aquellas personas que no pueden cubrir el pasaje completo.

Su presidenta, Vanessa Duran, declaró que hasta el momento han logrado reunir suficientes donaciones, buena parte de ellas a través de su pagina de internet votodondesea.com, para poder contratar ocho de estos autobuses.

“Es cupo para casi 500 personas. Hemos recabado donaciones para poder ofrecerlo a $75 por personas, ya que muchas de ellas no podían pagar más de $100. Estamos ofreciendo una comida y una merienda en el trayecto de ida y vuelta. Salimos el sábado y llegamos directo al centro electoral, votamos y nos regresamos, es un viaje de casi dos días para ir a votar”, comentó.

Otras 1,160 personas tenían previsto volar a Nueva Orleans en seis aviones contratados por la Fundación Venevox, bajo una iniciativa denominada Aerovotar.

Andrés Casanova, uno de los fundadores de la iniciativa, indicó que hasta el momento han recaudado donaciones por $360,000 para ofrecer los vuelos sin costos para aquellas personas que no pueden pagarlos, con énfasis en personas con algún tipo de impedimento físico para quienes viajar por autobús es muy difícil.

Pero Aerovotar espera conseguir más fondos para contratar más vuelos.

“Hoy tenemos más de 3,000 personas solicitando ayuda. Muchas de ellas son personas mayores de edad, personas que no tienen los medios económicos, o personas con alguna discapacidad. Son miles de personas que no podrían ir a votar si no se les ofreciera esta manera”, comentó Casanova.

El capítulo de Florida de La Mesa de la Unidad Democrática (MUD), organización que aglutina a los principales partidos de la oposición, también está recabando fondos y donaciones para organizar autobuses que saldrán desde Miami, sin costo para el votante.


A través de contactos directos con empresarios y la iniciativa denominada el Potazo, la organización ha logrado conseguir los fondos para contratar diez autobuses, afirmó Pedro Mena, director ejecutivo de la MUD en Miami.

“El objetivo es conseguir 20 más. Tenemos 10 pero queremos llevar hasta 1,500 personas desde Miami que no tienen como pagar”, amplió.

Los venezolanos deberán acudir a las urnas en ocho días para una elección presidencial que muchos consideran que podría ser decisiva para el futuro del país, en medio de las promesas formuladas por Chávez de que hará uso de un nuevo mandato de seis años para terminar de cimentar su revolución socialista.

Pero la participación de los venezolanos que residen en Florida se vio comprometida cuando Chávez anunció en enero que cerraría el consulado en represalia a la decisión de Washington de expulsar a la jefa de la sede diplomática, Livia Acosta, por su presunta participación en un escándalo de espionaje.

Aun cuando Chávez atribuyó la medida a la expulsión de Acosta, parte importante de la comunidad venezolana en el sur de Florida consideró que la medida buscaba perjudicarlos a ellos, no a Washington.

Esa sospecha cobró fuerza luego de que el Consejo Nacional Electoral se negara a enviar personal para que habilitara un nuevo centro de votación en Miami, argumentando que éste debería estar dentro de una sede diplomática pese a que en la gran mayoría de los comicios realizados la votación había sido llevada a cabo fuera del consulado.

María Eugenia Pardo es una de los cientos de venezolanos que se rehusaron a quedarse de brazos cruzados y usó sus conocimientos de marketing y comunicación para respaldar los esfuerzos que otros estaban realizando. Así nació Demiamipaneworleans.com, página de internet dedicada a informar a los venezolanos en Miami sobre las distintas opciones disponibles para viajar.

“Dada la desinformación a la que nos ha sometido el Consejo Nacional Electoral y la cancillería con el cierre del consulado, los venezolanos comenzaron a organizarse espontáneamente, sin que haya una coordinación bajo un mismo paraguas”, declaró Pardo.

“Hay personas que se van en caravanas, hay personas que alquilaron vans, y ahora lo están anunciando en las redes sociales: ‘me quedan dos puestos, quien se vaya conmigo colabora con la gasolina’. Hubo una gran intención de movilizarse desde el principio y empezaron a nacer iniciativas, tanto de fundaciones, como privadas y comerciales”, explicó.

Entre estas fundaciones creadas para ayudar a los venezolanos está la de Casanova, quien dijo que gran parte de la ayuda recibida se ha producido en las últimas dos semanas, con un dinamismo que les ha sorprendido.

Gracias a ello, son muchas las personas de la tercera edad que han podido ayudar. Algunos de los casos lo han conmovido personalmente.

“Tenemos una persona que tiene cáncer terminal y nos dice que está es la última vez que va a votar. A personas como estas, cuando uno le dice ‘mire usted va a poder ir’, lloran. Y a uno le toca el corazón porque uno está aquí todo el día llamando y escucha historias que realmente te conmueven”, expresó.

Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de CARACOL1260
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
© Caracol 1260 2100 SW Coral Way Suite 200 Miami, Fl - 33145 - (305) 285.1260 - 1 800 4411260 - Caracol 1260 es una empresa de Medición: