El drama de los niños inmigrantes

Cientos de niños de todas las edades están a la espera de ser recogidos por sus padres o familiares.
EFE | Junio 19 de 2014
La Patrulla Fronteriza de Nogales ha autorizado hoy a los medios de comunicación a que realicen una visita al almacén donde han sido alojados varios centenares de menores centroamericanos, mientras las autoridades habilitan albergues provisionales.

Después de mucha presión a nivel federal para que permitieran el ingreso a los medios de comunicación, Efe y otros 30 representantes de diferentes medios lograron conocer hoy cómo viven los menores en este almacén antes de encontrarles un albergue e iniciar el proceso de albergue o de reunificación familiar.

Un agente caminando de la mano con una niña de dos años y una adolescente de apenas 16 años cargando a su bebé de meses y dirigiéndose al área donde estaban los teléfonos para llamar a su familia, es lo primero que nos recibió hoy dentro del centro de procesamiento de Nogales, donde hay más de 800 menores que cruzaron ilegalmente la frontera sin un acompañante adulto.

"Este centro se abrió el 30 de mayo para traer a niños de otros estados como Texas", dijo Manuel Padilla, jefe de la Patrulla Fronteriza en Tucson.

Indicó que están trabajando en la adecuación de este lugar para "tener niños sanos y limpios".

Agregó que este centro ni es ni fue diseñado para ser un centro de detención para mantener personas por mucho tiempo, agregando que en este lugar se trabaja el lado humano que es el cuidado de estos menores y el cumplimiento de la ley.

Los menores están resguardados en un espacio rodeado de rejas, para que no se extravíen, y dividido en su interior con unas mantas verdes para separar a los varones de las hembras y también según las edades.

Un vocero nos detalló informaciones sobre las diferentes áreas dentro de este almacén de 120.000 pies cuadrados donde están acogidos los menores y donde está dispuesto un espacio para registrar su ingreso y salida y así el de los visitantes.

Ahí mismo, en una de las esquinas del centro de procesamiento se dispuso una carpa comedor donde se provee a los menores tres comidas al día, agua y tentempiés.

"Al principio se les estuvo dando burritos en tortillas de harina, pero muchos no las querían comer porque en Centroamérica no es común la harina y entonces buscamos cambiarles a tortillas de maíz. También comen arroz, fríjoles, carne o pollo y algunos piden sandwich", explicó el vocero que acompaña los representantes de los medios por la instalación, que no pudo identificarse por solicitud de la encargada del recorrido, una representante de Aduanas y Protección Fronteriza en Washington.

Nos explicó que los niños salen a jugar a una carpa afuera los lunes, miércoles y viernes, mientras que las niñas lo hacen los martes, jueves y sábados.

Durante la visita, un grupo de 30 niñas salió a jugar con balones y hula hops, y según explicó el vocero a todas ellas se le permitirá tomar un baño a su regreso de afuera y luego ingresar a las celdas nuevamente donde tienen varios cuentos y libros con los que se entretienen la mayor parte del día.

Las duchas están dispuestas afuera, donde cinco camiones están equipados con 60 regaderas y lavamanos. Hoy también les llegó ropa nueva y varios de los menores tenían puestas las camisetas blancas y pantalones azules.

Al lugar también llegó la viceministra de Relaciones Exteriores de El Salvador, Liduvidia Magarin, para conocer de primera mano la situación de los más de 400 menores salvadoreños que se encuentran allí.

"Los niños no están en las condiciones más idóneas, vengo de McAllen y San Antonio y las condiciones allá incluso son peores", declaró Magarin, a la entrada de la estación de la Patrulla Fronteriza en Nogales.

"Definitivamente hay mucho por mejorar, hay mucho por hacer. Aquí al menos los niños tienen colchonetas, tiene como cobijarse, les están dando comida un poco limitada, pero reciben los tres tiempos del día, reciben atención médica y vacunación", agregó.

La viceministra aclaró que les pidió a las autoridades migratorias que permitan que los niños que son hermanos y están separados por edades o por sexo se reúnan y pasen tiempo juntos.

Por su parte, el presidente del Sindicato de la Patrulla Fronteriza, Art Del Cueto, quien fue el único quien concedió entrevistas a los medios, enfatizó que en esta situación México tiene parte de la responsabilidad.

"Estos niños que están aquí en Estados Unidos cruzaron por México, ¿entonces qué responsabilidad está asumiendo México?", preguntó.

Al mismo tiempo reconoció los esfuerzos que está haciendo la Patrulla Fronteriza para asegurar el bienestar de estos niños durante esta crisis humanitaria.

"He hablado con ellos, muchos van para Nueva Jersey, Nueva York o Miami, ellos saben que estarán aquí por un tiempo y pronto se reunirán con sus familias", concluyó. 
Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de CARACOL1260
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
© Caracol 1260 2100 SW Coral Way Suite 200 Miami, FL - 33145 - (305) 285.1260 - 1 800 4411260 - Caracol 1260 es una empresa de Medición: