Dudan que Cuba sea sancionada por enviar armas a Corea del Norte

Sin embargo, analistas afirman que se podría nombrar a individuos y empresas de la isla o del país asiático para ser castigados.
El Nuevo Herald | Febrero 21 de 2014
Es casi seguro que Cuba no será sancionada por violar el embargo de armas de la ONU a Corea del Norte, pero se podría nombrar a individuos y empresas de la isla o del país asiático para ser castigados, afirman analistas.

El comité del Consejo de Seguridad de la ONU a cargo de hacer cumplir el embargo impuesto a Pyongyang se reunirá el lunes para comenzar a considerar posibles castigos por el envío de La Habana de 240 toneladas de armamento a Corea del Norte, confiscadas por las autoridades de Panamá en julio.

Un panel de expertos de la ONU reportó la semana pasada que el armamento, que incluía baterías de misiles antiaéreos y motores para aviones MiG, y que estaba oculto bajo 10,000 toneladas de azúcar en el carguero Chong Chon Gang, había violado el embargo de la ONU.

Un estudio en curso de los violadores del embargo norcoreano durante un período de varios años concluyó que no se había castigado a ningún gobierno, dijo Hugh Griffiths, experto en tráfico global de armas del Instituto Internacional de Investigaciones por la Paz de Estocolmo (SIPRI) en Suecia.

“El patrón seguido en realidad ha sido sancionar a individuos y entidades”, dijo Griffiths, y agregó que el estudio de SIPRI ha estado revisando los castigos impuestos por las Naciones Unidas, la Unión Europea, Estados Unidos, Japón y Australia.

“Dudo mucho que a Cuba se le impongan sanciones, teniendo en cuenta las violaciones anteriores”, dijo Griffiths por teléfono desde Suecia.

La lista de seis páginas de entidades sancionadas por el comité de la ONU a cargo de hacer cumplir el embargo de armas no incluye ningún país. El embargo fue impuesto a Corea del Norte según las Resoluciones 1718 y 1874 del Consejo de Seguridad de la ONU a causa de su programa de armamento nuclear.

El comité, nombrado oficialmente Comité 1718 de Sanciones a la República Popular Democrática de Corea (RPDC) tiene tres opciones para manejar el caso de Cuba, de acuerdo con expertos en procedimientos de la ONU.

Podría no hacer nada en absoluto, y Cuba cuenta con numerosos aliados en las Naciones Unidas que preferirían eso. La Habana escapó a recibir sanciones luego que un panel de expertos de aviación de la ONU la señaló por la muerte de cuatro pilotos del sur de la Florida en aguas internacionales en 1996.

Pero en el caso del embargo norcoreano “hablando en términos generales, tendrán que tomar una medida, porque de otro modo eso indicaría que las sanciones pueden ser ignoradas”, añadió Griffiths.

El comité podría designar a individuos o entidades como violadores, lo cual podría llevar a la congelación de activos o restricciones a sus viajes internacionales. O podría tomar medidas técnicas, tales como clarificar las armas y actos cubiertos en las Resoluciones 1718 y 1874.

Críticos del gobierno comunista de Cuba han considerado el envío una muestra de su duplicidad y alianza con un estado delincuente, aunque la administración de Obama en gran medida ha evitado comentar sobre el caso.

Se espera que diplomáticos de La Habana ante las Naciones Unidas defiendan el cargamento de armas en base a una interpretación estrecha de la Resolución 1718, cuyo párrafo 8A prohíbe el “suministro, venta o transferencia directa o indirecta” de armas a Corea del Norte.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba, en su única declaración pública acerca del caso, alegó en agosto que el armamento “defensivo y obsoleto” a bordo del Chong Chon Gang estaba siendo enviado a Corea del Norte para ser reparado y devuelto a Cuba.

Este acuerdo podría no calificar como “suministro, venta o transferencia”, pero el párrafo 8C de 1718 también prohíbe todo “entrenamiento técnico, asesoría, servicios o asistencia relacionados con el suministro, la fabricación, el mantenimiento o el uso” de armas que vayan a Corea del Norte.

Griffiths agregó que la alegación de Cuba de que el armamento iba a ser devuelto a la isla “no era muy creíble en cualquier caso, porque el cargamento mostraba anomalías e inconsistencias de varios tipos”.

Un informe sobre el armamento de Cuba publicado por Griffiths en agosto dijo que los 16 motores de MiG21 incluidos en el envío “estaban sujetos de modo seguro y colocados a espacios adecuados... cubiertos de capas protectoras de plástico y envolturas de papel de estraza” y colocados en armazones improvisados de transporte, “todo lo cual sugería que estaban destinados a ser usados como motores de reemplazo”.

El cargamento incluía además granadas propulsadas por cohetes y morteros de artillería, algunos de ellos “en perfecto estado... y muchos de ellos en las cajas originales”, según el informe. “Claramente, no estaban destinados para ‘ser reparados y devueltos a Cuba’. En lugar de eso, esos artículos estaban destinados simplemente a ser enviados a Corea del Norte para el uso de esa nación”.
 
Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de CARACOL1260
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
© Caracol 1260 2100 SW Coral Way Suite 200 Miami, FL - 33145 - (305) 285.1260 - 1 800 4411260 - Caracol 1260 es una empresa de Medición: