Cuba preocupada por salud de Gross; insiste en intercambiarlo por espías cubano

Un alto exfuncionario del Senado dice que USAID saboteó con el 'twitter cubano' el esfuerzo para liberar a Gross.
El Nuevo Herald | Abril 10 de 2014
El gobierno cubano ha expresado “preocupación” con respecto a la huelga de hambre declarada por Alan Gross, subcontratista del gobierno estadounidense que lleva cuatro años encarcelado en La Habana, y podría canjearlo por tres espías cubanos que están en prisiones de EEUU, dijo el miércoles una alta funcionaria del mismo.

Mientras tanto, un ex alto funcionario del Senado y crítico de los programas para Cuba de la Agencia de EEUU para el Desarrollo Internacional (USAID) alegó que funcionarios de USAID habían saboteado un esfuerzo para liberar a Gross en el 2010.

Josefina Vidal, la funcionaria del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba a cargo de las relaciones con Estados Unidos, dijo en un comunicado que su gobierno recibió “con preocupación” el anuncio hecho el martes de que Gross había dejado de comer la semana pasada.

“Gross está en buenas condiciones físicas y su salud es normal y estable”, dijo Vidal, y agregó que él permanecía encarcelado en un hospital “no porque su situación de salud lo requiera, sino porque allí se le garantiza atención especializada por parte del personal médico”.

Vidal reiteró además que La Habana estaba dispuesta a “buscar una solución” al caso de Gross si Washington cumple con las “preocupaciones humanitarias” de Cuba con respecto a los tres espías encarcelados en EEUU desde 1998. Otros dos cumplieron sus condenas y regresaron a Cuba.

Cuba afirma que los “Cinco Héroes” estaban espiando a los exiliados del sur de la Florida que podrían planear ataques terroristas. La llamada “Red Avispa” también espiaba las actividades militares de EEUU, y uno de sus miembros fue convicto de conspiración para cometer asesinato por el papel jugado en la muerte de cuatro pilotos de los Hermanos al Rescate en el Estrecho de la Florida en 1996.

La administración de Obama ha rechazado repetidas veces todo canje por Gross, quien cumple una sentencia de 15 años de cárcel por entregar ilegalmente a judíos cubanos equipos de comunicaciones financiados por USAID que les permitirían evadir el control del gobierno sobre el acceso a Internet.

Gross comenzó su huelga de hambre tras enterarse de que USAID podría haber empeorado su situación en Cuba cuando lanzó un sistema semiclandestino tipo Twitter pocos meses después de su arresto, dijo el martes su abogado estadounidense, Scott Gilbert.

Cuba ha hecho ilegal toda cooperación con los programas del gobierno estadounidense como intentos apenas velados para derrocar el sistema comunista. USAID afirma que los programas están diseñados únicamente para promover la democracia, la sociedad civil y las comunicaciones sin límites en la isla.

Newsweek reportó entretanto que el ex funcionario de la comisión de Relaciones Exteriores del Senado, Fulton Armstrong, había dicho que él y un homólogo suyo de la Cámara de Representantes habían persuadido a USAID y al Departamento de Estado en el 2010 a que redujeran los programas para Cuba más “agresivos” como parte de un esfuerzo para conseguir la liberación de Gross.

Armstrong agregó que funcionarios cubanos, al ser informados de los cambios aprobados, “respondieron muy positivamente y dijeron que la limpieza... les ayudaría ciertamente a argumentar por una aceleración de las gestiones por la libertad de Gross”, añadió la revista.

Pero “funcionarios intransigentes de USAID” sabotearon el acuerdo, dijo Armstrong a Newsweek. “Llegado ese punto, las discusiones sobre reformas de programas para conseguir la liberación de Gross se terminaron”, dijo.

Según Newsweek, él dijo además que, al contrario de lo declarado por USAID, la administración de Obama “no había sido informada sobre los programas [de USAID] para el cambio de régimen, y que las operaciones secretas habían continuado justo como lo habían hecho bajo Bush y Cheney, de modo agresivo, con exceso de fondos y evidentemente necesitadas de supervisión y revisión”.

Un reportaje publicado a inicios del año pasado en la revista Foreign Affairs citó una versión algo similar hecha por Armstrong de los esfuerzos por conseguir la liberación de Gross por medio de bajar el tono de los programas para Cuba. La misma mencionaba que el senador Bob Menéndez, poderoso demócrata cubanoamericano de Nueva Jersey, había persuadido a la Casa Blanca de echar atrás los cambios a los programas.

Armstrong, quien lleva mucho tiempo criticando los programas para Cuba como ineficientes y dispendiosos, y abogando por hacerlos más transparentes y respetuosos de la soberanía de Cuba, trabajó en el equipo de John Kerry en la comisión del Senado cuando Kerry, ahora secretario de Estado, era senador demócrata de Massachusetts y presidía el panel.

El fungió de principal analista para Latinoamérica de la CIA del 2000 al 2004, y como director de Asuntos Interamericanos en el Consejo Nacional de Seguridad de la Casa Blanca de 1995 a 1997 y luego de 1998 a 1999. El se retiró de la CIA en el 2008 y dejó la comisión del Senado en el 2011.

Kerry dijo el martes en una audiencia de la comisión de relaciones exteriores del Senado que la administración de Obama estaba “profundamente dedicada” a los esfuerzos por liberar a Gross y señaló que él se había reunido con la familia del hombre de Maryland, de 64 años, hace alrededor de un mes.

Kerry dijo que Gross estaba “injustamente encarcelado” y que el tratamiento recibido por él había sido “inhumano”. El senador Marco Rubio, republicano de la Florida y miembro de la comisión, dijo luego a CNN que Cuba mantenía a Gross como “rehén” para canjearlo por los tres espías.
 
Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de CARACOL1260
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
© Caracol 1260 2100 SW Coral Way Suite 200 Miami, FL - 33145 - (305) 285.1260 - 1 800 4411260 - Caracol 1260 es una empresa de Medición: