Maestros se entrenarán para detectar síntomas de enfermedades mentales

El entrenamiento, que administrarán profesionales de la salud mental a unos 110 psicólogos y consejeros de las escuelas de Miami-Dade, quienes a su vez entrenarán a otros empleados del distrito
El Nuevo Herald | Enero 28 de 2013
David Smiley
dsmiley@MiamiHerald.com

Cientos de maestros, señoras que se ocupan del almuerzo y conserjes de Miami-Dade serán pronto entrenados para detectar síntomas de enfermedad mental entre los adolescentes, en un esfuerzo para prevenir el tipo de masacre escolar que ocurrió en la Primaria Sandy Hook.

A partir de marzo, el distrito escolar comenzará a entrenar a cada uno de sus maestros de escuelas intermedias y secundarias para identificar señales de alerta tempranas de enfermedad mental a través de un programa llamado Typical or Troubled? (¿Típico o con Problemas?) El programa lo creó la Fundación Psiquiátrica de Estados Unidos como respuesta al tiroteo masivo de hace 14 años en la Escuela Secundaria de Columbine, en Colorado, y se suministrará sin costo para el distrito.

“Los maestros nos han dicho que ven estos problemas todos los días, pero no saben qué hacer, o si son comportamientos típicos o señales de problemas”, dijo Colleen Reilly, directora de Typical or Troubled? “A raíz de Sandy Hook, esto necesita ser un currículo nacional y una parte de todas las escuelas”.

El entrenamiento, que administrarán profesionales de la salud mental a unos 110 psicólogos y consejeros de las escuelas de Miami-Dade, quienes a su vez entrenarán a otros empleados del distrito, explica que los síntomas pueden incluir dormir en clase, vagabundear, escritos y pensamientos extraños, y tomar riesgos extremos. Los entrenadores también se asegurarán que los empleados sepan cómo referir a estos estudiantes para una revisión de salud mental.

Eso es quizás una medida más sutil para responder a las preocupaciones de seguridad que la actual discusión de si colocar un agente de la policía en cada una de las escuelas públicas de Miami-Dade. Pero encaja en un esfuerzo general para responder a la seguridad en las escuelas y a la violencia juvenil respaldado por el superintendente Alberto Carvalho, quien habla sobre la necesidad de “detectores mentales, no detectores de metales”.

“Esto es una red básica de seguridad”, dijo Carvalho.

Reilly destacó que un 20 por ciento de los niños de 9 a 17 años tienen una enfermedad mental diagnosticable, y alrededor de una mitad de ellas se consideran graves. La mayoría de estos muchachos comienza a exhibir síntomas cuando tienen 14 años.

El captar esos síntomas se hace aún más importante en la Florida, donde los funcionarios estatales testificaron recientemente en una comisión de la Cámara de Representantes Estatal que dos terceras partes de los mentalmente enfermos no reciben tratamiento, de acuerdo con The Palm Beach Post.

Y consideren que Miami-Dade tiene una población mentalmente enferma equivalente a un 9.1 por ciento, considerada “el mayor porcentaje de personas con [enfermedad mental] en cualquier comunidad urbana en Estados Unidos”, de acuerdo con un grupo especial del condado sobre salud mental. Las Escuelas de Miami-Dade han visto también duplicarse, en los últimos cinco años, los casos de evaluaciones psiquiátricas involuntarias de los estudiantes bajo la Ley Baker.

Steve Leifman, juez de Miami-Dade, co presidente del grupo especial y miembro de la junta de la Fundación Psiquiátrica de Estados Unidos, dijo que el programa ayudará a tratar a los muchachos en vez de “presionarlos hasta que se conviertan en el problema de otros”.

“Mientras más temprano trates a alguien con salud mental, mejor el diagnóstico”, dijo Leifman. “¿Por qué deseamos esperar que un adolescente se convierta en un adulto con una enfermedad mental grave?”

Leifman dijo que él le presentó el programa a Carvalho como un medio de responder a la enfermedad mental, violenta y no violenta, justo antes de que un hombre armado penetrara el mes pasado en la Escuela Primaria Sandy Hook en Connecticut y matara a 20 niños y seis adultos. El tiroteo ha provocado un debate no sólo sobre el control de armas, sino también sobre los servicios de salud mental, y el presidente Obama ha hecho un llamado a un mayor entrenamiento de salud mental en las escuelas.

Algunos se muestran escépticos.

Karen Aronowitz, presidenta de Maestros Unidos de Dade, elogió a Leifman y Carvalho por tratar de responder a los problemas de salud mental. Pero agregó que el programa no pondrá fin a todo, y no compensará los pobres fondos del estado para los psicólogos y consejeros – aunque el financiamiento para los consejeros y psicólogos de las escuelas de Miami-Dade ha aumentado en los dos últimos años, de acuerdo con cifras suministradas por el distrito.

“Alardear del comienzo de otro programa es sólo ruido a menos que nuestro estado suministre los fondos y la educación apropiada”, agregó Aronowitz.

Reilly dijo que el programa se creó para que no sea una carga para los maestros, o los haga responsables de los estudiantes cuyos problemas no reconocen. También dijo que las conferencias de padres, que están programadas para el otoño, deben ayudar a explicar el programa a los padres y responder a estas cuestiones.

“Nuestra meta en esta asociación no es pedirle a ellos [los maestros] que hagan ningún tipo de diagnóstico, o sean un profesional de la salud mental”, dijo Reilly. “No estamos entrenándolos para que sean psiquiatras o psicólogos. Les pedimos que aprendan sobre ello y se den cuenta de las señales de alerta, y si ven un problema, referirlos a alguien que tenga un mejor entendimiento”.

En cuanto a la posibilidad de que los maestros puedan referir a un estudiante que no esté enfermo, Leifman dijo que es una posibilidad, pero nadie debe preocuparse por eso.

“Lo peor que podría suceder es que los evalúen”, comentó Leifman. “Si no hay nada, entonces no hay nada. Mejor estar más consciente que lo que hemos hecho en el pasado, que es muy poco”.

Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de CARACOL1260
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
© Caracol 1260 2100 SW Coral Way Suite 200 Miami, Fl - 33145 - (305) 285.1260 - 1 800 4411260 - Caracol 1260 es una empresa de Medición: