Joven de Miami en estado crítico tras operación de aumento de senos

Los familiares de la muchacha no han recibido los informes médicos porque el hospital argumenta que todavía están investigando qué pasó.
El Nuevo Herald | Agosto 15 de 2013
MARIA PÉREZ
MPEREZ@ELNUEVOHERALD.COM
Linda Pérez, de 18 años, estuvo a punto de no someterse el lunes a su operación de aumento de senos.

Uno de sus amigos cuenta que la llevó al Coral Gables Cosmetic Center a las 6:30 de la mañana, pero que el establecimiento parecía estar cerrado. Estaban regresándose cuando el cirujano la llamó por teléfono y le dijo que todo estaba preparado. Unas tres horas más tarde Pérez llegó al Hospital Mercy inconsciente. Dos días y una operación más tarde, sigue en situación crítica en la unidad de cuidados intensivos.

Joan Pérez dice que estuvo con ella mientras le hacían un análisis de orina y la preparaban. La dejó a las 7 de la mañana lista para una operación que, le dijeron, debería durar alrededor de media hora. Esperó, primero en una sala de la clínica y luego en su auto.

A las 9, preocupado, volvió al edificio y vio que un equipo de emergencias se la estaba llevando. Cuenta que subió a pedir explicaciones y que el médico, Jacob Freiman, le dijo que todo estaba normal, que tenía “retención de la anestesia” y que la llevaban al hospital para tenerla controlada y que no le pasará nada. Freiman se fue con ella en la ambulancia.

En el Mercy Hospital, Joan y los padres de Linda, Mariela Díaz y Fernando Izquierdo, se enteraron de que ella estaba inconsciente y muy grave.

El incidente, que fue reportado inicialmente por el Canal 41, fue el comienzo de una larga espera para la familia de Linda Pérez.

“No se sabe qué puede pasar”, dijo Díaz con la voz entrecortada. “La niña tiene el corazón muy débil”.

Los familiares de Pérez dicen que el neurólogo que operó a Linda en el Mercy Hospital el martes le dijo a la familia que después de la operación de aumento de senos, la presión sanguínea de la joven estaba muy baja, según el reporte que la clínica de cirugía cosmética le había entregado al hospital. De acuerdo con la familia, los médicos de la clínica le dieron un medicamento para estabilizarla, que le subió la tensión y le provocó un paro cardiaco. El cerebro se quedó sin oxígeno y eso le provocó daños cerebrales.

“El neurólogo me dijo que se la habían entregado prácticamente muerta”, aseguró Díaz.

La familia afirmó que nadie en la clínica les ha dicho hasta ahora qué pasó.

“El doctor (Freiman) me dijo que no sabía qué había pasado,” dijo Díaz.

“Nos ocultaron desde el principio la gravedad de la niña”, afirmó por su parte Izquierdo.

SIN COMENTARIOS

El representante legal de la clínica se negó a hacer comentarios sobre lo ocurrido y ni el doctor que realizó la cirugía cosmética ni el anestesista, Mario Alberto Díaz, respondieron a mensajes que El Nuevo Herald les dejó en la clínica.

Mario Alberto Díaz fue suspendido en el 2007 por la Junta de Medicina de la Florida por recetar medicamentos de forma indebida, y aunque actualmente su licencia está activa, tiene prohibido prescribir drogas a través de la internet, según la página web del Departamento de Salud de La Florida. Estuvo seis meses suspendido y un año bajo supervisión.

Su ficha en el sitio señala que fue residente durante dos años en anestesiología, pero no informó al Departamento de Salud sobre qué tipo de certificación tenía para practicar esta especialidad. Los médicos que ejercen en la Florida están obligados a proveer este dato, según el Departamento de Salud. Díaz no es miembro certificado de la Junta Americana de Anestesiología, que pertenece a la Junta Americana de Especialidades.

Freiman, por su parte, informó en su ficha que realizó varias residencias en cirugía y que, en una ocasión, realizó una residencia en cirugía plástica, pero no especificó cuánto duró esa residencia.

Según su ficha, Freiman no tiene ninguna certificación de especialización de ninguna junta reconocida por el Estado de Florida. Según las leyes del Estado de la Florida, los médicos sin la certificación de especialización en cirugía plástica pueden realizar operaciones cosméticas.

No se encontraron antecedentes de problemas previos en la práctica médica del doctor Freiman.

PRIMERAS DUDAS

Mariela Díaz contó que su hija había visitado otra clínica para realizarse la operación, pero que no le inspiraba confianza. Entonces vio los anuncios en televisión de Coral Gables Cosmetic Center. “Me dijo que la clínica era más confiable. ‘Es una clínica de prestigio, allí no me va a pasar nada’ ”, dijo Díaz.

La familia dice que Linda Pérez es una chica sana y que no tomaba drogas. “Ella estaba en perfectas condiciones, se estaba cuidando antes de la operación”, aseguró Joan Pérez.

Los familiares de la muchacha no han recibido los informes médicos porque el hospital argumenta que todavía están investigando qué pasó.

Díaz dice que su hija, quien según su página de Facebook se había realizado también una operación de aumento de glúteos, estaba acomplejada por sus pechos.

“Ella pensó que le iban a crecer más tras el embarazo, pero no fue así... Ella es una niña presumida, le gusta verse bonita”.

Decía que quería empezar a estudiar para hacerse enfermera pediátrica

“Era el sueño de toda su vida, hacerse los senos”, agregó.

Mi opinión: (Máximo 1.000 caracteres)

(*) Si el mensaje excede el número máximo de caracteres será truncado automáticamente por el sistema.
Nombre - Obligatorio
Email - Obligatorio
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de CARACOL1260
  • No está permitido registrar comentarios contrarios a las leyes de este país o injuriantes.
  • Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
© Caracol 1260 2100 SW Coral Way Suite 200 Miami, Fl - 33145 - (305) 285.1260 - 1 800 4411260 - Caracol 1260 es una empresa de Medición: